Chocó Unido le mete un gol a la pandemia

agosto 19 de 2020

Este proyecto deportivo lleva dos años transformando la vida de los chocoanos. Por el coronavirus el balón se ha detenido, pero no así los sueños de quienes lo conforman. .

Chocó Unido le mete un gol a la pandemia

| Con 2 años de trabajo en Quibdó han consolidad un equipo en el que hay más de 40 jóvenes chocoanos | Por: Chocó Unido Club de Fútbol


Por: Mateo Medina Abad
@teomedinabad

Corría el minuto 83, el Estadio Metropolitano de Barranquilla estaba en un silencio absoluto mientras Falcao García se preparaba para cobrar su penal. En Quibdó, a 1.000 kilómetros de distancia, Joseph David Cuesta, con solo ocho años, movía las piernas rápidamente de arriba para abajo, casi sin poder mirar al televisor. La Selección Colombia perdía 3-2 contra Chile y la clasificación al Mundial del 2014 parecía lejana. El país estaba paralizado. Falcao empezó a trotar hacia el punto penal y disparó con fuerza al palo derecho del arquero Claudio Bravo, que no alcanzó a adivinar la trayectoria del balón: gol de Colombia.

 

Joseph saltaba enloquecido, gritaba con su alma. En ese momento, con la Selección a punto de ir a un Mundial después de 16 años, se dio cuenta de que debía continuar con el legado de su tío abuelo, Cerveleón Cuesta, quien fue campeón con Millonarios en 1987 y 1988. Debía continuar el legado de su padre que nunca llegó a ser profesional, pero que aún hoy es recordado en Andagoya, Chocó, donde jugó en medio del barro y con el sonido del río San Juan de fondo. Con el tercer gol de Colombia, Joseph comprendió que su vida debía estar atada al balón. “El fútbol es lo que me mueve el alma, no hay nada más especial para mí”, dice.

 


Te puede interesar: Campo de juego: el fútbol en las diferentes regiones del país


 

Oriundo de Quibdó y vecino de Carlos Sánchez, el mediocampista de la Selección Colombia, Joseph hace parte de los más de 40 niños que están en el equipo Chocó Unido Club de Fútbol, un emprendimiento social fundado por cuatro jóvenes del interior para que la cuna de miles de deportistas colombianos tenga finalmente un equipo profesional.

 

Joseph aún recuerda las filas para las pruebas del equipo. Había más de 200 personas con ansias de ser parte del club. Delanteros rápidos, defensas corpulentos y altos, y uno que otro 10 caminaban las calles de Quibdó para ser seleccionados. Joseph, quien al principio de su carrera era arquero, jugó con seguridad y se consolidó como el volante de marca del equipo. “Recuerdo mi emoción, salí corriendo de la pruebas a avisarle a mi mamá”, cuenta. 

 

smiley

Todos los miembros de Chocó Unido hacen parte de diversas escuelas de Quibdó.

©Chocó Unido

 

La iniciativa Chocó Unido ve al fútbol como motor de desarrollo. No solo se buscan futbolistas, sino darles a los niños la posibilidad de tener proyectos de vida distintos, tener sueños y metas más grandes. “El fútbol es un vehículo para la transformación de las personas en todos los sentidos. Claro, pocos son los muchachos que van a llegar a la cima de un equipo, pero todos los que hacen parte del proceso se vuelven un modelo a seguir en su barrio y transforman la realidad en sus familias”, cuenta Ifigenia Garcés, lideresa chocoana y madrina de los jóvenes que hacen parte del proyecto.

 

El fútbol es una forma de construir unión en el departamento, de cuidar y trabajar por los más jóvenes a través de un deporte que mueve las fibras de casi todos los chocoanos. “El equipo se pudo haber llamado Chocó CF y ya, pero el hecho de que lleve la palabra Unido es una muestra de lo que realmente se genera con el equipo: la unión de familias enteras”, explica Ifigenia, quien reconoce que gracias al club muchos de los jóvenes se alejan de grupos ilegales y de la violencia que se vive en algunos barrios de la capital chocoana.

 

Esto también lo reconoce Juan José Chalela, creador del proyecto. Luego de hacer un MBA en industrias del fútbol en la Universidad de Liverpool, en Inglaterra, y trabajar en el equipo alemán Borussia Monchengladbach, encontró su vocación en crear oportunidades para personas vulnerables utilizando al fútbol como pretexto. “Nuestra idea es que la iniciativa cree impacto en fundaciones y escuelas en la zona y que nos unamos como chocoanos con un equipo de fútbol”, dice a pesar de ser bogotano de nacimiento.
 

smiley

Jhonier Valencia es uno de los más de 40 jóvenes que hacen parte del equipo. Se ha destacado como el goleador de Chocó Unido.

©Chocó Unido

 

Por la pandemia de la covid-19, el equipo ha tenido que parar de hacer goles en las calles. En ese afán por reinventarse, Chalela y su equipo crearon la campaña Chocó Tierra de Soñadores, con la que están recaudando fondos para las familias más vulnerables de Quibdó. Esto ha sido posible a través de la venta de unos sacos diseñados con el apoyo de Gol2Soul, un emprendimiento que busca conectar niños y niñas con su propósito de vida y darles visibilidad a los talentos de comunidades alejadas.“Lo deportivo está pausado pero no podemos ser indiferentes a la pandemia”, explica Julián López, cabeza de Gol2Soul.

 

Por el coronavirus, a Joseph David Cuesta le tocó dejar las canchas. Pero además de su habilidad para recuperar balones y hacer pases filtrados, Joseph también tiene talento para el dibujo. Desde el colegio le ha gustado diseñar y ha sido casi autodidacta. A principios del año, por ejemplo, ganó un concurso de la Gobernación para diseñar el logo de la campaña Chocó adelante. Por eso Julián López decidió que fuera él quien diseñara los sacos de Chocó Tierra de Soñadores.

 

smiley

En la foto se ve el primer dibujo que hizo Joseph antes de que lograran tener el logo final de la campaña.

@Fotos cedidas por Chocó Unido

 

 

Pintados de verde o de morado, los hoodies futboleros, como los han empezado a llamar, cargan la historia de elementos importantes del departamento como la Catedral San Francisco de Quibdó, la rana dorada del Chocó, las chalupas que navegan sus ríos, entre otros.

 

El nombre de la campaña, dice Joseph, es un claro reflejo del Chocó: “una tierra de grandes atletas, de mucho flow, de sabor, de naturaleza, una tierra de soñadores”. Con la compra de cada saco, Chocó Unido, Gol2Soul y Doménica, quienes confeccionan los hoodies futboleros, han podido donar mercados a más de 300 familias en Quibdó y han mantenido el sueño vivo de cantar nuevamente un gol.

 

“Nosotros en Chocó somos familia sin importar el apellido. Eso es parte de nuestra identidad. Chocó Unido es una familia donde vos también sos responsable de la lucha del otro, donde tu hermano está en la cancha, pero también fuera de ella”, dice Ifigenia.

 

smiley

Joseph con uno de los sacos de la campaña en una de las plazas principales de Qubdó

© Archivo Personal: Joseph Cuesta

 

Del fútbol nace la unión que ha marcado la vida de más de 40 niños chocoanos, que con los guayos colgados en sus casas esperan volver a tocar un balón, volver a sentir el viento mientras hacen una gambeta o se desmarcan para generar una oportunidad de pase. “Mi sueño es entrar al Campín y debutar con Millonarios, como alguna vez lo hizo mi tío, pero estar en Chocó Unido Club de Fútbol ya es un honor”, concluye Joseph.

 

Las canchas siguen vacías pero Joseph todavía sueña con hacer un gol para la Selección Colombia. Vuelve a ese momento en el que Falcao cobraba uno de los penaltis más importantes de su carrera, el momento en el que gritó a todo pulmón y se abrazó con su familia y sus amigos. Vuelve a tener ocho años, esa época en la que supo que su vida, de una forma u otra, estaría hilada al fútbol.

 

Hoy los sacos de Chocó Unido, Gol2Soul y Doménica han permitido que más de 300 familias puedan recibir un mercado y que en Chocó se siga construyendo una tierra de soñadores. Permiten que la esperanza de Joseph de debutar en El Campín, lugar donde su tío abuelo aún hoy es recordado, siga siendo posible.

 

Si quiere apoyar la iniciativa lo puede hacer a través de sus redes sociales: 

Chocó UnidoFacebook, Instagram 
Gol2Soul: Instagram

 

smiley

Joseph en el malecón de Qubdó al lado de la imagen de la rana dorada del Chocó, una de sus inspiraciones para hacer el diseño del saco

¡Suscríbete!

Y recibe primero una selección de los mejores contenidos y novedades de SEMANA RURAL. Nada de spam, promociones comerciales ni cosas aburridas.

Ingresa el correo que más utilices, gracias por ayudarnos
Al suscribirme, acepto los términos y condiciones y autorizo el tratamiento de mis datos personales conforme a las finalidades y demás condiciones descritas en la política de tratamiento de datos personales de SEMANA.





¡Comparte!



Foto de perfil del autor del comentario






Semana Rural. Un producto de Proyectos Semana S.A. financiado con el apoyo de la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID) a través del programa de Alianzas para la Reconciliación operado en Colombia por ACDI/VOCA. Los contenidos son responsabilidad de Proyectos Semana S.A. y no necesariamente reflejan las opiniones de USAID o del gobierno de Estados Unidos.